Archivos Mensuales: marzo 2014

Lo esencial es invisible a los ojos…(El Principito)

Estándar

ñup

¿Cómo es el mar?
– Inmenso, salado… (Carlos)
– Azulado y casi siempre frío… (María)
– Perfecto, intenso, desconsolado cuando gime, impaciente cuando azota, susurrante con sus cantos de sirenas, con su ronroneo incesante, mágico con sus historias secretas, imponente, rebozado de salitre soberano, inquieto en la lucha continua entre la espuma y la arena, enamorado de la playa cuando la besa, rebosante de fuerza desaforada…(Laura, invidente)

Sin bagaje…

Estándar

SONY DSC

Voy a coger un tren a ninguna parte,
es una tentación que llama
a mi puerta desde hace años
cada vez que la luna me ofrece
su mano para escapar…

Me subiré a ciegas
como una adolescente de ojos ardientes,
sin corsé, sin cremalleras,
con la emoción
deletreando su aliento en mi garganta…

Me perderé en un punto cardinal
inexistente,
en una barrera de coral
inagotable,
en la espuma de un oleaje
incesante,
en un cielo imparable
que gotee su dulce sangre
sobre mi piel de forma constante…

Conquistaré las rutas
que vaya descubriendo,
las hogueras repentinas,
las huellas despiertas
que capten mi atención,
todos los giros inesperados
que bailen a mi alrededor…

Voy a subir a un tren que revuelva mi pelo,
que silbe veloz por mis esquinas,
que me invite a una copa de poniente
con hielo,
que me haga perder la rutina
sin resaca,
y me llene la voz de nubes blancas…

Fotografía F J M
javiermartin.net

Mis instintos florecen…

Estándar

1527098_678790352183704_1631490325_n

Los instintos afilan sus dientes,
me rasgan,
me abren de par en par,
escapan de mi vientre con decisión,
germinan un vendaval furioso en el que verterme,
una espiral efervescente para que me abandone
al glorioso veneno que me prometen…

Juro que los he visto luchar contra el viento,
buscar el agua más pura para refrescar mi tiempo,
desnudar los sonidos,
prenderse de una luz diferente,
dispararle al duro invierno un aguijón anestésico
para que no me hiele la sangre,
y encontrarme un refugio en la arena caliente…

Mi instinto de supervivencia
aspira mis suspiros,
crece como un bosque frondoso,
me sazona con matices silvestres,
perfila en mis labios el beso más rojo,
el más jubiloso,
perturba mi carne con el aroma de las adelfas,
retoza a mi lado desencadenando una tormenta…

Para entender…

Estándar

capture-20140319-113111

Para entender lo vivido
hay que ser lluvia,
caer,
empapar,
evaporarse al calor del sol
y volver a empezar…

Para liberar el alma
de la máculas del tiempo,
hay que ser viento
soplando por los rincones
de las heridas eternas,
suavizando los contornos del miedo…

Para llegar hay que partir
con los anhelos despiertos,
con la mirada curiosa,
con el fuego en la boca,
con la renuncia predispuesta
a dejar atrás lo que sobra…

Para disfrutar de la perfecta armonía
que destilan los sueños,
hay que ser luna,
tener una orilla de plata
y una sombra escondida
bajo las sábanas…

Para encontrar las respuestas
hay que hacer miles de preguntas,
apartar el zumbido de los estigmas,
completar las batallas pendientes,
soplar las cenizas de las cornisas
y alumbrar con pasión nuevas caricias…

Algunos…

Estándar

999869_10151531849516286_985524940_n

Algunos,
los que tanto amamos,
los que no nos guardamos ningún
abrazo en los bolsillos
porque todos los entregamos,
los que nos inyectamos
el suero de la verdad directamente
en el corazón,
los que perdemos la voluntad
en la cintura,
los que nos encaramamos hambrientos
a las bocas abiertas,
los que nos posicionamos
en el hemisferio caliente,
los que escribimos nuestra historia
a golpe de adrenalina,
los que nos olvidamos de la disciplina…

Algunos,
los que nos emocionamos
con una flor recién nacida,
los que pintamos acuarelas de pasión,
los que nos rellenamos de luz
como una bombilla,
los que nos desvelamos
con el rumor de la luna,
los que libamos los sabores secretos,
los que brindamos con la imagen del espejo…

Algunos,
los insumisos,
nos sentimos vivos sobre las rocas,
nos columpiamos como trapecistas
sobre la espuma del mar,
nos abandonamos a una infinita fluctuación,
nos perdemos en ensenadas de arenas blancas,
nos erizamos como una descarga eléctrica,
nos agarramos al vuelo incesante de las nubes,
nos desbordamos como un torrente irreverente
y en algún lugar del alma
acunamos nuestros sueños latentes…

Pierdo la inmunidad…

Estándar

Cada cierto tiempo se asoma a mi memoria, es algo así como un tropiezo, te das de bruces con el suelo, te sangra la herida, escuece y luego la anestesia se encarga del resto…lo peor es cuando tarda en hacer efecto, cuando la mordida alcanza el tuétano, cuando la cura es tan falsa como la puerta del infierno…yo intento desviar la atención hacia otro frente, hacer posible lo imposible, abrir un paréntesis, fosilizar el veneno que se extiende, pero no hay una fórmula perfecta que resuelva el mar desatado que se filtra por dentro, que haga dormir ese aire caliente que se desprende de su llegada, que no hay oscuridad que se trague su nombre cuando rastrea mis defensas y pierdo la inmunidad una vez más, una vez más…

capture-20140314-113416

Llévame…

Estándar

1016532_661465257249547_899130906_n

Llévame a una noche brillante,
cristalina,
sostenida por pulsiones
reflectantes…

Llévame a una estrella desvelada,
esa que alumbra
mis pudores
y fertiliza mis pasiones…

Llévame al umbral del universo,
donde giran todos los antojos,
donde sea en tus manos
un eclipse espumoso…

Llévame al perfecto decorado
que sobrepasa siempre lo soñado,
al cometa errante que creaste
para darle a mi piel otro semblante…

Llévame abrazada a tu consuelo,
calada hasta los huesos de tus dedos,
sujeta al azul de tu mirada,
ajustada a la armonía de tu vuelo…